Opinión Rúbrica

Reventar al INE

Aurelio Contreras
Escrito por Aurelio Contreras

Desde que comenzó el proceso electoral actual, ha sido manifiesta la intención de los partidos políticos de debilitar al árbitro de la contienda, el Instituto Nacional Electoral, para favorecer cada uno sus particulares intereses.

El reciente escándalo de los audios ilegales de una conversación telefónica privada del presidente del INE, Lorenzo Córdova Vianello, tiene esa misma intencionalidad. Y a sus perpetradores les salió muy bien la jugada.

La manera vulgar y despectiva con que Lorenzo Córdova se expresó del representante de una comunidad indígena, que se escucha de manera grotesca en el audio, prendió fuerte en el sector en el que se buscaba incidir: los simpatizantes de izquierda, los a sí mismos considerados “progresistas”, que se escandalizaron por dichas expresiones, sin duda desafortunadísimas, sobre todo para alguien que ostenta un cargo de la envergadura de Presidente del máximo órgano electoral del país.

Pero tan dieron en el blanco, que comenzó en redes sociales una campaña para exigir la renuncia de Córdova Vianello a prácticamente dos semanas de las elecciones federales. Si eso llegara a concretarse, sería desastroso para los comicios y para la propia institución, que quedaría a merced de los intereses de los partidos que más se han visto afectados por las decisiones del Instituto Nacional Electoral.

Para buscar al culpable de un crimen, hay que voltear a ver quién sale beneficiado con el mismo. Este miércoles, el Consejo General del INE discutió, entre otros asuntos, la solicitud para retirarle el registro al Partido Verde Ecologista de México (PVEM) por sus reiteradas violaciones a la normatividad electoral, incluidos desacatos y reincidencias, así como la aplicación de una nueva multa por 116 millones de pesos.

El Consejo General rechazó tanto el retiro del registro como la sanción económica para el PVEM, a quien sólo se le suspendió la transmisión de sus spots por radio y TV los últimos tres días de campaña, a favor de lo cual votó, en efecto, el presidente del INE, Lorenzo Córdova. El “timing” de la filtración de los audios ilegales fue perfecto y obtuvo los efectos deseados.

A los partidos en general, y en particular a los que recurren a las peores prácticas políticas, no les interesa tener un INE fuerte, consolidado y con autoridad moral y política. Les sirve un órgano electoral sometido, débil, desacreditado, incapaz de hacer valer la ley, como ha sucedido todo el tiempo con los organismos electorales estatales, que no son sino apéndices de los gobiernos de las entidades federativas.

No hay que perder de vista que la mayor oposición a desaparecer los institutos electorales estatales supuestamente autónomos, para sustituirlos por los Órganos Públicos Locales (Oples) controlados por el INE, provino de los gobiernos de los estados, siendo Veracruz uno de los que se pronunció en desacuerdo con mayor vehemencia.

Las expresiones de Lorenzo Córdova son, indiscutiblemente, reprobables. Muestran a una persona poco respetuosa y con los aires de superioridad que los de su clase, aspirantes a “mirreyes”, suelen tener. La condena pública se la ganó a pulso y seguramente se lo pensará dos veces antes de volver a dirigirse a alguien de esa manera. Aunque hay que reiterar que lo hizo durante una conversación que se suponía privada y que su difusión fue ilegal.

De eso a exigir que renuncie como Presidente del INE, hay una total desproporción. Sería hacerle el caldo gordo a quienes buscan llegar a las elecciones sin que nadie intente siquiera poner un freno a las trapacerías que acostumbran los “mapaches” insertados en todos los partidos. Se le daría un balazo en la frente al órgano electoral en su primera actuación, pues el problema no es Lorenzo Córdova en sí, sino la intentona por reventar a la institución.

Si se quiere encontrar al autor intelectual de la escucha ilegal a Lorenzo Córdova, no hay que ir muy lejos. Actualmente, el Partido Verde está colonizado por un veracruzano que es experto consumado en ese tipo de prácticas, que hace política desde las cañerías del sistema, cuyo vástago es candidato a diputado federal plurinominal bajo las siglas verdes y que a través suyo, quiere volver a estar en “la plenitud del pinche poder”.

Sí sabe de quién hablamos, ¿no?

 

Email: aureliocontreras@gmail.com

Twitter: @yeyocontreras

Acerca de autor

Aurelio Contreras

Aurelio Contreras

Deja tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: